Búsqueda cabezona

miércoles, 26 de septiembre de 2018

John Zorn - Insurrection (2018)

Actualmente estoy repasando toda esa colección enorme de música que ha salido en este mismo año y también aquellos que salieron el año pasado y aún no conozco. El trabajo es enorme, y es probable que nunca termine, pero trato de reseñar sólo la música que he escuchado bien y me ha gustado, y aunque si bien podemos convenir que a éste no lo terminé de escuchar como se debe, creo que en este caso no hace falta porque ya todos sabemos quien es John Zorn y lo que nos espera de su imaginativo estilo. Uno de los músicos fundamentales para comprender la música del siglo XXI, con esa impronta posmoderna que desafió a la llamada música culta, que desde el jazz se acercó al metal extremo, revisar su discografía es un trabajo tan arduo que parece imposible: más bien, vale centrarse en sus conceptos: el collage, el caos y el desprecio por los rótulos. Aquí su último disco de un artista que dialoga con otras artes, e invita al oyente a involucrarse absolutamente con su trabajo. Y creo que el título del disco le va perfectamente a la impronta completa del artista.

Artista: John Zorn
Álbum: Insurrection
Año: 2018
Género: Avant metal ecléctico
Duración: 46:19
Nacionalidad: EEUU


Un artista que manejó lo abstracto y absurdo de una manera muy personal y vanguardista, a partir del collage busca seguir un concepto, desarrollarlo y llegar a su consolidación. Esto es free jazz absoluto pasado a una banda de rock. De eso se trata "Insurrection", otro abordaje instrumental de Zorn que esquiva, deliberadamente, a la coherencia.

Este disco podría representar una nueva llamada, entre fresca y tradicional al jazz que Zorn solía traernos antes de todo el delirio klezmer en el que se entretuvo por 20 años (entre otras cosas que se entregaban aquí y allá). El sonido de todo el trabajo realizado y digerido en las épocas de Masada, se une y no deja de sonar en este Insurrection que se las arregla para conformar con gente como Hollenberg, Lage y Grohowski, la rotunda mezcla de dichos proyectos con la intensidad y brutal tendencia a la improvisación. Un pronunciado trabajo en la guitarra (como cuando Marc Ribot era un consentido) y el sonido de The Dreamers - ligero, sencillo, soñador en efecto - sin invadir, este Insurrection podría ser la línea a explotar. La locuacidad de proyectos como Moonchild tiende a perderse o envejecer inadecuadamente y en los terrenos del jazz (recordemos a Lulú) Zorn halla el nicho potencializador de sus ideas. Este sería el cuarto disco que trabaja en la tónica y me parece el mejor logrado. Así que si el señor gusta, que le siga echando imaginación, yo escucharé gustoso.
projekct_5


Actuando como compositor y director de orquesta e inspirado en la literatura experimental del siglo XX de la talla de J.G. Ballard, Samuel Beckett y Kurt Vonnegut, Zorn proporciona al cuarteto melodías y arreglos más cercanos al rock que al jazz, sumergiendo a sus músicos en algunos temas sorprendentes.
Dentro de la improvisación, pueden rescatarse varios momentos destacables, aunque, al menos para mí, este trabajo no suma mucho a su discografía, ya que me suena que vuelve a caminar por lugares por donde ya ha transitado en repetidas ocasiones. Pero si bien el compositor ha ofrecido obras similares, no vamos a dejarla de lado en esta pequeña revisión de los grandes discos salidos en este 2018 que aún nos depara más agradables sorpresas.




"Insurrection" es un nuevo e intenso proyecto instrumental que se inspira en algunas de los mejores proyectos experimentales del señor Zorn, que escribe un poderoso conjunto de composiciones para un cuarteto liderado por dos asombrosos guitarristas: Julian Lage y Matt Hollengberg, con una sólida fuerza motriz en la sección rítmica de Trevor Dunn en el bajo y Kenny Grohowski en la batería, mientras la banda navega sobre una mezcla rápida e impresionante de jazz, rock, funk, blues y música vanguardista, en una suerte de extensión de los proyectos "Simulacrum" y "The Dreamers", este disco va de truenos a caricias a truenos a caricias a truenos a caricias.
Revisando la información existente en Internet, descubrí que hay incluso un trabajo posterior a este, se trata de "In A Convex Mirror" que salió en Julio de este año, y a diferencia de éste disco, es un trabajo introspectivo, junto a sus viejos amigos Ikue Mori (instrumentos electrónicos) y Ches Smith (percusión), para que lo acompañen en las diversas inflexiones de su saxo y teclado, pero eso es otra cuestión que no viene la caso más que para destacar la versatilidad y amplitud del músico.


Este es un disco lleno de paisajes sonoros hipnóticos, cargados de disonancias, música bestial. Se trata de improvisaciones metálicas en estado de fusión, con un jazz frenético que recuerda a los inicios de Zorn. Diversos elementos le brindan a Zorn pretextos para desbocar la improvisación, en una gama que va desde lo más neurótico de su producción hasta la dulzura y la suavidad. En este despliegue, Zorn hace viajar a los músicos y a los oyentes por diversas escenas.


Su música es increíblemente variada, combinando un montón de estilos a veces en la misma canción! con atonales melodías, extrañas armonías, asombrosos fuegos artificiales de guitarra y una interacción telepática grupal hacen de este uno de los proyectos más audaces y aventureros de Zorn.
Aquí todo el mundo está exprimiéndose al máximo, como siempre, Zorn saca lo mejor de los músicos y tocan algunos de los solos más escabrosos que hayas escuchado. Un poco desde el free jazz, otro poco desde la música clásica de vanguardia, otro en un rock agresivo cercano al prog metal y también en base a su propio sistema.
El compositor trabaja en su propio rincón del universo musical, sin importar si alguien entiende lo que está haciendo. Él crea su arte, el resto le toca a quienes lo escuchan.



La amable "Pulsations" tiene algo de Naked City, mientras que el atmosférico "The Journal of Albion Moonlight" se apoya directamente en la fusión del rock progresivo de los años setenta, mientras que "Progeny " explora el costado abiertamente metálico así como la improvisación libre, mientras que "Nostromo" y "Mason And Dixon " navegan aguas más tranquilas y más jazz. "The Recognitions" y "The Atrocity Exhibition", mientras tanto, nos deleitan con el tipo de rareza angular que se espera de Zorn, aunque se alejan de ser realmente disonantes. Solo la estrafalaria anarquía de "Cat's Cradle" se convierte en algo "típico" Zorn.
La agresión sonora aplicada aquí empuja fuera de tu zona de confort, y haciendo sonar la agrupación como un verdadero conjunto en lugar de una reunión de estudio, Hollenberg, Lage, Dunn y Grohowski se convierten en los pinceles perfectos para pintar este lienzo particular de la mente musical de Zorn.
Sin embargo, creo que ya su exploración entre el metal y el free jazz ya tiene que ir por otro carril, porque sino las pinceladas pueden llegar a convertirse en pastiche. Hasta aquí estuvo bien y ya estoy descubriendo secciones que me parecieron haber escuchado antes, aunque no había escuchado antes este disco.

O sea, lo sorpresivo de este álbum deja de ser sorpresa porque ya está dejando de sorprender. Es hora de que el universo creativo de Zorn se ponga en marcha nuevamente para desarrollar algo realmente novedoso. Pero no deja de ser otro gran trabajo de un genio de la música en toda su extensión.


Lista de Temas:
1. The Recognitions
2. Pulsations
3. A Void
4. Mason And Dixon
5. Progeny
6. The Journal Of Albion Moonlight
7. The Atrocity Exhibition
8. The Unnameable
9. Cat's Cradle
10. Nostromo

Alineación:
- Trevor Dunn / Bass
- Kenny Grohowski / Drums
- Julian Lage / Guitar
- Matt Hollenberg /Guitar





2 comentarios:

  1. Respuestas
    1. En serio? a mi me pareció que hice una reseña pedorra, en fin, gracias por el comentario Callenep!

      Eliminar

Lo más visitado en el mes

Aclaración...

Este espacio se reserva el derecho de publicar sobre cualquier tema que parezca interesante a su staff, no solamente referidos a la cuestión musical sino también a lo político y social.
Si no estás de acuerdo con lo expresado podrás dejar tu comentario siempre que no sea ofensivo, discriminador o violento...

Y no te confundas, no nos interesa la piratería, lo nuestro es simplemente desobediencia civil y resistencia cultural a favor del libre acceso al conocimiento (nuestra música es, entre otras tantas cosas, conocimiento).

Aclaración...

Este espacio se reserva el derecho de publicar sobre cualquier tema que parezca interesante a su staff, no solamente referidos a la cuestión musical sino también a lo político y social.
Si no estás de acuerdo con lo expresado podrás dejar tu comentario siempre que no sea ofensivo, discriminador o violento...

Y no te confundas, no nos interesa la piratería, lo nuestro es simplemente desobediencia civil y resistencia cultural a favor del libre acceso al conocimiento (nuestra música es, entre otras tantas cosas, conocimiento).

Populares