Aclaración...

Este espacio se reserva el derecho de publicar sobre cualquier tema que parezca interesante a su staff, no solamente referidos a la cuestión musical sino también a lo político y social.
Si no estás de acuerdo con lo expresado podrás dejar tu comentario siempre que no sea ofensivo, discriminador o violento...

Y no te confundas, no nos interesa la piratería, lo nuestro es simplemente desobediencia civil y resistencia cultural a favor del libre acceso al conocimiento (nuestra música es, entre otras tantas cosas, conocimiento).

sábado, 29 de abril de 2017

MediaBanda - Siendo Perro (2010)


El disco más rockero, compacto y crudo de los chilenos MediaBanda, arte creativo puesto al servicio de una visión sarcástica de la realidad y protestas directas a la autoridad, pero de la mejor manera que se pueda hacer: desde una música increíble. Un disco que no puede faltar en el blog cabezón, los sucesores de Fulano en quizás su máxima expresión, una explosión estética donde confluyen una zorniana freejazzera, el pop-rock, el folk-rock, funk, música étnica africana, rock en oposición latinizado, riffs metaleros, vocalizaciones sanguinarias, todo desde la perspectiva de un perspectiva de un Frank Zappa achilenado. Si aún no han escuchado a esta banda y este disco ¿Qué están esperando?.

Artista: MediaBanda
Álbum: Siendo Perro
Año: 2010
Género: Jazz Rock / Fusión ecléctica
Duración: 48:26
Nacionalidad: Chile

Lista de Temas:
1. Ya no soy el mismo que seria
2. Workin’ pobres
3. La Crisis llegó cuando estaba en el Mall
4. B.I.P.
5. Pascualama
6. Procedo y miento
7. Deterioro plausible de los íconos erróneos
8. Tsunami
9. Siendo perro


Alineación:
- Christian Hirth / batería
- Cristián Crisosto / saxos y flautas
- Sebastián Dintrans / guitarra eléctrica
- Diego Aguirre / guitarra eléctrica
- Regina Crisosto / voz
- Rodrigo Aguirre / saxo tenor y flauta
- Javier Barahona / bajo eléctrico
- Cristóbal Dahm / saxos y clarinete




Nuestro activísimo colaborador Neck nos trae otro excelente disco de otra excelente banda chilena, esta vez le toca a MediaBanda. Su música es una propuesta que mezcla estilos, instrumentos, ideas, personalidades. La banda es hija de Fulano, la gran agrupación vanguardista chilena. Bueno, en realidad Wikipedia cuenta la historia de esta forma:




La banda comenzó a principios de los años 80' como un grupo que exploraba la fusión del rock, del jazz, y de la música clásica de vanguardia. Sin embargo cuando el grupo logró definirse como tal decidieron cambiarse el nombre a Fulano, comenzando así una gran carrera desde 1984 a 2004, y desde 2009 a la actualidad. A partir del año 2000 es que Cristián Crisosto decide retomar el nombre anterior para construir un nuevo proyecto junto a su esposa Arlette Jequier, su hija Regina Crisosto, y otros siete jóvenes músicos. Así nace la actual Mediabanda.
En junio de 2004 lanza su disco “Entre la Inseguridad y el Ego” (financiado gracias al apoyo de Fondart) con un concierto en el teatro del Centro Cultural Alameda. A fines del año 2004 el cuerpo docente de la Escuela Moderna de Música le otorgó a MediaBanda el premio a la mejor banda del año y la revista Wikén del diario El Mercurio califica a la agrupación como mejor artista nuevo chileno.
En enero de 2005 MediaBanda participa en el 4º Festival Internacional Providencia Jazz, compartiendo escenario con artistas internacionales como Paquito D’Rivera, Yellowjackets y otros.
En abril de 2005 gana su segundo proyecto Fondart, el cual contemplaba una gira nacional que se realizó durante los meses de octubre y noviembre.
En abril del 2006, gana por tercera vez un proyecto Fondart para financiar su segunda producción discográfica “Dinero y Terminación Nerviosa” que fue grabada en enero de 2007 y lanzada en junio del mismo año en dos conciertos en el Cine Arte Alameda. El álbum fue un CD doble donde se desarrolla el estilo de fusión rock/jazz/música contemporánea consolidando al grupo como uno de los más importantes del estilo a nivel latinoamericano. Una semana después emprende rumbo a Europa para realizar una gira de un mes y medio, presentándose en diversas salas, auditorios y festivales en España, Francia, Alemania, Holanda, República Checa, Austria e Italia.
En 2010 lanza el nuevo álbum, "Siendo Perro", con una nueva formación, donde se destaca la utilización armónica de las guitarras en reemplazo del piano, y la incorporación del funk, y el rock pesado a la ya característica fusión jazz-rock de vanguardia. Siendo perro apareció sin la voz de Arlette Jequier, lo que vislumbró el inicio de los quiebres al interior del conjunto y que desembocó en un silencio de dos años. A mediados de 2013, se reunió una nueva formación para la segunda edad de MediaBanda, incluyendo a la joven cantante Carolina Riveros.
Wikipedia


El nombre del disco, "Siendo Perro", proviene del término "aperrar" como una nueva propuesta y forma de vida. Aperrando contra esta sociedad que nos rodea, aperrando ante el dolor y la incertidumbre, aperrando por una vida mejor. La (media) banda nos invita a probar con este viaje que cambie nuestra cosmovisión de entes sociales que somos. Dicen los músicos: "Aunque haya terremoto y un gobierno que no me gusta, la música sigue sonando para nosotros. El disco es eso, es aperrar, seguir adelante. Podés estar en el suelo, pero vamos a estar tocando con nuestras uñas en las cuerdas siempre".
Bueno, cuando los chilenos hablan de "perrear", no sabemos si se refieren a esto:


Bromas aparte, el siguiente texto nos aclara un poquito a que va el concepto del disco...

Es distinto a Fulano, pero es igual. Es más mínimo en su estética, pero te engancha y seduce por igual. Tiene más la idea de canción corta, pero bastan con unos minutos para encontrar lo esperado. Tiene menos conceptos que lo cruzan, pero te deja claro que la música es un ejercicio de “aperre”, que en cada momento de este país hay que estar aperrando, y que hay, por así decir, perros grandes y perros chicos, con todo lo que sabemos que pasa con eso. Pero más allá de esos conceptos, MediaBanda se reafirma en “Siendo perro” en una idea central, que tiene que ver con lo que Hirth plantea como multi-estilo, pero que también se nutre en la interpretación acabada, en un sumarle miradas y potenciar la creación de otros.
Así es posible encontrar composiciones de distintos integrantes, y que no se deje de marcar un camino propio en el quehacer musical. Es enriquecer -aunque no me guste la palabra- la mirada, es darle otras vueltas a lo ya señalado, y evidenciar que las lecturas no están en la primero que te llega, así uno va descubriendo la sonoridad de Zappa en algunas piezas, así se van notando las pequeñas sutilezas, pero quedando como fondo una unidad musical, una propuesta que se hace una, más allá del eclecticismo y de los distintos mundos musicales que aportan cada integrante. Así también aparecen la agudeza, la crítica, la ironía, y la locura, en sus justas dosis, dándole al disco una fresca y directa llegada, que no te deja tiempo para “escuchar” para otro lado.
El Ciudadano

Y no podrían dejar atrás la gran dosis de crítica social que siempre está presente en todas las producciones. En este caso encontramos canciones de problemas bastante cotidianos. Y también, como siempre, no dejan de utilizar la diversidad de estilos musicales que los caracterizan, como por ejemplo: jazz, experimentación, pop, fusión, etc. Con estos elementos se crea una mezcolanza de sonidos que hacen de esta banda en Chile única en su género.


También se potencia el gran talento vocal de Regina Crisosto como vocalista del grupo (frente a la decisión de su madre Arlette Jequier de dejar Mediabanda y quedarse en el micrófono de Fulano), además del gran aporte de una nueva generación de músicos que nos muestran una riqueza de nuevas composiciones propias con un excelente trabajo instrumental.

“Siendo Perro” es sin duda, el disco más rockero, compacto y crudo de los tres que ha editado MediaBanda desde que se fundó, tras la disolución de la agrupación madre, Fulano. Sucesor de “Entre La Inseguridad y El Ego” de 2004 y de “Dinero y Terminación Nerviosa” de 2007, la gran novedad de este nuevo disco, es que la agrupación se desliga más que nunca de sus orígenes, no sólo musicalmente, sino que también –al menos en parte- físicamente. En lo musical, lo más relevante es la ausencia de teclado y el liderazgo de las guitarras como base armónica en el armado de las canciones. En lo físico –que obviamente afecta a la sonoridad-, es la ausencia de la cantante Arlette Jequier, que potencia el trabajo de Regina Crisosto como vocalista principal.
A esto, se suma un equilibrio creativo más patente y visible, incluso, que en su antecesor. En esta ocasión, el vientista Cristián Crisosto, es sólo uno más de los compositores del grupo, compartiendo los créditos de las canciones, con el baterista Christian Hirth –quien es además el productor-, los guitarristas Sebastián Dintrans y Diego Aguirre, el vientista Rodrigo Aguirre y el bajista Javier Barahona que, en otro hecho importante para la estética sonora de la banda, sustituyó al original, Santiago Astuburuaga. Es así como la savia joven de la MediaBanda, se complementa y se hace más heterogénea, al contratarse con las piezas escritas por el ex Fulano, Crisosto.
Aunque se nota a la legua que la agrupación es hija de Fulano –por lo demás un orgullo-, también se percibe muy fehacientemente en este trabajo, más que en ningún otro, que el colectivo, ha dejado la seguridad de su hogar primario, para convertirse en una entidad con sus propias características musicales e identidad artística. Demás está decir, que el trabajo instrumental, rítmico y los arreglos, son notables. Por otra parte, en lo lírico, la banda no abandona, por un lado, su visión sarcástica de la realidad y, por otro, sus protestas directas a la autoridad, las instituciones y la política. A esto se suman los títulos de absurdo y crítica solapada muy propias de Crisosto y, como elemento nuevo, algunas letras de temáticas más personales.
En general, el disco muestra la diversidad estética de la agrupación, pero de una manera mucho más enfocada, que en sus trabajos anteriores. Si en ellos, llegaban a fusionar cumbia, salsa, funk y jazz sin una línea conductora muy clara, en “Siendo Perro”, cada una de las canciones consigue un sonido más uniforme. Sin embargo, en ellas podemos encontrar experimentación “zorniana” freejazzera, temas pop-rock, folk-rock que recuerda a Los Blops, funk de buena cepa, solos jazzísticos de marca afroamericana, una perspectiva de Frank Zappa “achilenado” -en todo momento se escuchan las dos guitarras como protagonistas-, jazz fusión sabroso, rock en oposición latinizado, riffs metaleros adornados con flautas que, como pudiera pensarse, no suavizan la protesta, sino que la agudizan. Incluso, hay momentos que recuerdan –aunque no lo crean-, a las vocalizaciones sanguinarias típicas de Dorso, por supuesto, con temáticas muy distintas.
La estética del diseño de la portada sobria y muy simple en extremo, contrasta también con los dibujos detallistas de los dos primeros trabajos y, en mi opinión, son el reflejo claro, de una nueva etapa en la historia de la banda nacional. A la altura de su tercer disco, esta renovada MediaBanda, da un importante vuelco en su idiosincrasia sonora –y la de Fulano-, para entrar en una nueva era creativa, que entusiasma por su empuje, originalidad e inédito maridaje musical y lírico. Acá un maravilloso ejemplo letrístico: “Hablo con la voz de un muerto/ Con la tierra como techo/ Emperatriz instantánea/ Tu recado no me llama/ Tu lo sabrás/ Yo te soñé ayer/ Tu lo sabrás/ Yo te soñé SIENDO PERRO”.
Héctor Aravena A.

El nuevo disco de la Mediabanda pasa a marcar un punto de inflexión en la vida del grupo. La separación del matrimonio de Cristián Crisosto y Arlette Jequier, fundadores de Fulano y columna vertebral de esta banda conllevó el alejamiento de la vocalista y a un estado anímico en el vientista que lo alienó de su rol como fuerza compositiva primal en el grupo. Esto, sumado a la rotación de integrantes (de los diez del grupo original sólo se mantienen cinco músicos: Cristián Crisosto, Regina Crisosto, Christian Hirth, Sebastián Ditrans y Diego Aguirre, junto con tres más recientes –Javier Barahona, Rodrigo Aguirre y Cristóbal Dahm) inevitablemente le otorgó una sonoridad distinta comparado con el jovial Entre La Inseguridad Y El Ego (2004), y el elegante Dinero y terminación nerviosa (2007). Si el disco anterior nos otorgó intrincados y precisos arreglos de vientos (Camino a Oriente, Más allá de mí) y largas improvisaciones jazzeras (Miles de Millas Afuera) esta renovada Mediabanda del Siendo Perro (2010) nos trae el otro lado de una misma moneda. Manteniendo su sonoridad principal -descrito por Cristián Crisosto como Eclecticismo Antihegemónico-, en este disco son las cuerdas las que pasan a ser las protagonistas, impulsados además por la falta de un tecladista por primera vez en las grabaciones del grupo. El reemplazo del bajo fretless de Santiago Astaburuaga por la sonoridad mas rockera y funk de Barahona ponen por primera vez al bajo como un instrumento central en algunos temas (B.I.P., Procedo y miento) y las guitarras de Aguirre y Ditrans toman un rol preponderante en los temas de corte más rockero (Pascualama, Deterioro plausible de los íconos erróneos). Este es además el primer disco en donde Regina Crisosto se establece como la única vocalista, luego de que su madre, Arlette Jequier - la voz inconfundible de Fulano-, dejara su papel como voz principal en Mediabanda. Regina cumple su papel de forma brillante, ya sea con el scat, las voces más sutiles, o hasta la totalmente rockera en Pascualama (con el simple pero efectivo “Agua sí, oro no”), apoyada además por un timbre muy parecido al de su madre. En la parte compositiva, por primera vez el aporte de Cristián Crisosto pasa a ser menor, dando la cabida a Christian Hirth como la fuerza creativa más importante en el disco, con quizás los dos temas instrumentalemnte mejor logrados (La crisis llegó cuando estaba en el mal, Tsunami), que a su vez dan cierta continuidad con el trabajo del disco anterior, y a Barahona como al “aire nuevo” en la sonoridad del grupo, con composiciones de corte más rockeras-experimentales (Workin’ pobres, B.I.P.). Por su parte Crisosto aporta con la calidad de siempre pero teñido por el oscuro ánimo que le afectaba (“Me quedé solo con la memoria, siento envidia de todos los muertos”.-Deterioro plausible…), dándole junto a temas de corte social (Pascualama, La crisis llegó…) un tinte oscuro a las grabaciones, como el arte gráfico de la placa.
Siendo Perro es un disco que, a diferencia de los dos anteriores, entrega más matices que sus antecesores, y que consolida al colectivo de Mediabanda como una fuerza compositiva única en la escena musical chilena, siendo más que la simple suma de sus partes.
Alex W. Levine

Es sabido que las características dominantes para darte a conocer como músico en un país como Chile se afirman en un contexto bastante reducido. Pararse en un púlpito para empezar a disparar en busca de culpables o responsables es un ejercicio tan fácil como infecundo. Lo digno de notar es que, frente a un escenario que se asoma arduo, hacer lo tuyo a puro ñeque y esfuerzo ofrecen una satisfacción que, según algunos, es bastante más gratificante. O sea, en este contexto, si el riesgo no se toma como bandera de batalla, es muy difícil poder lograr algo.
Emprendiendo un camino que ya se empina sobre la década, pero con referencias aún más abultadas y categórico, Mediabanda sigue con su particular cruzada musical, a un costado del reconocimiento masivo, ese trofeo esquivo más no determinante. En esta ocasión, el motivo es un tercer largaduración que viene a confirmar el modus operandi del equipo liderado por Cristián Crisosto: tomar aires de outsider significa tener en tus manos el control de todos tus movimientos. Un escenario desde el cual las inquietudes provengan de todos lados para manifestarse hacia amplias direcciones.
Está el sentido e iracundo manifiesto de ‘Pascualama’, la catarsis urbana que impera en ‘La crisis llegó cuando estaba en el mall’; además el itinerario sonoro que nos hace navegar en ‘Tsunami’, haciéndonos sentir, mientras escucharmos, que vagamos sin madero por el océano, a la eterna deriva, sin puerto donde recalar. Todo esto, de la mano de recursos sonoros que son aplicados con suficiencia, sin mayor pretensión, al servicio del oyente y que sirven de trampolín ocasional para que Regina Crisosto emprenda sus atributos vocales.
“Siendo Perro” vincula de un sólo golpe muchas aristas: las particularidades que usa la banda para dar vida a sus creaciones; un desasosiego musical que logran transformar en materia prima de sus canciones, odas que están en armonía con los tiempos actuales (en un país donde la crítica siempre es recibida con resquemor); todo cobijado desde un entorno que no ajusta cuentas con nadie y que no debe favores a ningún sector en particular. Mediabanda echa mano al derecho que todos tenemos (y que pocos ocupan) de revolver mierda y desplegar nuestros pareceres. Da igual si alguien se molesta. Sería mejor, incluso.
MySapce de MediaBanda


Recorded in 2010, this is the third album by this Chilean band evolved from the ashes of Fulano (thanks to reedman Christian Crisosto). This is also an album showing a perfectly controlled maturity, from the writing for wind ensemble to the cooking of groovy lines. Crisosto's daughter Regina also gets an increasing role, clearly in evidence from the first track on, where her vocal scat wails on the R&B flavoured tune; upfront solo, recitating or singing in unisson with other instruments, she adds a firm touch to the whole. With three musicians playing a broad assortment of wind instruments (saxes, clarinets and flutes), this will surprise no one to say that this album is a brassy affair! Mediabanda's strength lies imo in the clever ensemble playing and writing the reedmen are exposed to: be it unisson or contrapuntic lines, free blowing, wild soloing (check the solo at break neck speed and doubled tempo on track 5!), fantastic dynamics ( track 8, launched by a gong, offers incredible atmospheric dynamic up and downs, ending in a free rolling bass clarinet backed by the rest of the band), the horns rule! Another strength is the stylistic versatility, coupled to the *role* associated to certain instruments: the bass is often funky, with plenty of slap; track 4 seems to be very close in its rhythmic structure to Miles' hit Jean-Pierre; guitars are responsible for the heavy tunes (tracks 5 , 7) but also deliver a great work on harmonics, picked syncopated lines or atmospheric sequences; the saxophone is jazz symbol number one and inspiring solos abound here! All this nailed firmly by Christian Hirth's dynamic and flexible drum playing, an important basis and pushing element that shouldn't be forgotten. Maybe the band's versatility can be pointed at its best in the third track, the longest too, exceeding ten minutes. Sustained throughout by a rhythm pattern in 11/4, you'll hear passing by atmospheric airy vocals, superb guitar harmonics, syncopated sax/voice lines, another ascending one with vocal scat, overtaken by a doubling of the tempo and a fantastic free sax solo! Another shot by an intelligent band, enjoy!
Music by Mail

Y con esta música tan ecléctica puede pasar de todo: "Ha pasado de todo con la Mediabanda. De repente hay gente que baila, cabros que van a rockear, a cabecear y otros que llegan a escuchar la estructura compleja de lo que hacemos. Lo nuestro es creativo y bien arriesgado, pero que se enmarca en cosas que son más populares, sentidas."
También Regina Crisosto habla de "su religión personal", como ella lo define: "Yo tengo una volada bien mística con la música. Cuando digo que trasciende el cotidiano, creo que tiene que ver con un llamado. Yo desde muy chica supe que quería cantar. Pase lo que pase, la música está como una instancia para volcar lo que uno necesita, lo que uno siente, lo que uno carece. Por eso la gente se conecta tanto con el músico, porque pueden sentir ese nivel de conexión con la vida... y de compromiso. Tú necesitas de los otros seres humanos para establecer un ritual, conectarse, bailar, escuchar al otro. Los músicos hacemos un trabajo que va por debajo en la sociedad, pero que es súper importante. Por eso uno ama la música, porque te da espacio para conectarte con algo tuyo."


Herederos de Fulano, interpretando desde muchos lugares del rock, del jazz y de la improvisación personal como siempre pero más rockero que nunca, ya que no abandona su eclecticismo musical pero donde las guitarras cobran mayor actividad.
Otro notable disco que no van a encontrar en ningún otro lugar (tendríamos que hacer un listado de todos los discos que han salido únicamente de aquí, pero son muchos y tiempo es lo que nos falta). Otro disco muy muy recomendado que deja a las claras del nivel de música que se cocina por estas regiones del mundo, y que lamenteblemente tan poco se conoce. Nosotros hacemos nuestro trabajo presentándoles músicas, grupos y álbums desconocidos para la mayoría y de una calidad terrible, ustedes sabrán que hacer con ello... ¿sabrán? ;)




1 comentario:

  1. hola
    el link ya no existe
    podrias resubirlo porfa?
    te lo agradecere mucho

    ResponderEliminar




Lo más visitado...

Lo más visitado en el mes

Lo más visitado esta semana