Búsqueda cabezona

jueves, 30 de noviembre de 2017

David Cross - Memos From Purgatory (1989)

"Memos From Purgatory" es el primer álbum que David Cross lanzó con su propio grupo, y Jorge que volvió afilado no lo deja de lado y lo trae a la palestra. Ciertamente no es un típico estilo a lo jazz rock lo que se largó a hacer Cross luego de King Crimson, no, el tipo experimentó buscando nuevos sonidos. Aquí el experimento del señor Cross en sus primeros pasos como solista, creando un disco donde cada canción establece su propio estado de ánimo, algunos optimistos, algunos oscuros y otros extraños y eclécticos, incluso melancólicos y con grandes secciones instrumentales, logrando un trabajo lo suficientemente interesante como para llamar tu atención. Nuevamente David Cross en el blog cabezón, en una semana donde estamos repasando algunos de los trabajos que definen el nuevo sonido del rock progresivo, sonido que ha tenido a Cross como uno de los vanguardistas que apostaron siempre por la progresión del género.

Artista: David Cross
Álbum: Memos From Purgatory
Año: 1989
Género: Progresivo ecléctico
Duración: 43:43
Nacionalidad: Inglaterra

Realmente, y hablando en términos generales, aborrezco la música de los 80, pero... ojo que hay que descubrir la dácada progresiva de esa década, que fue amplia y con una cantidad de joyas que en muchos casos deberían quedar en la memoria musical de cualquier melómano debería poder atesorar. Claro está, en el caso del rock progresivo, muchos lo dieron por muerto y se conformaron con creer que sencillamente palmó, sin entender que continuó progresando pero ahora al margen de los grandes negocios de las compañías disgráficas, y no se preocuparon en seguirle la pista no sólo a los nuevos grupos sino tampoco a aquellos músicos que formaron parte de la primera línea de la avanzada de los mastodones setenetros ¿cuantas joyitas descubriremos explorando las discografías de cada uno de los músicos que tocaron en King Crimson?.
Por supuesto, en los 80 hubo de todo en el rock progresivo: electrónica, RIO, sinfónico, space rock, avant rock, el incipiente neo-progresivo y todas esas etiquetas que hay por ahi para describir a la música y sus variantes.
Con estilos instrumentales variados que van desde paisajes sonoros de ensueño a lo Mike Oldfield y entregas que rozan el New Age e incluso algunas piezas delicadas de inspiración más clásica, hasta momentos de intensa fusióninterpolaciones de violín afiladas o momentos casi industriales, que contienen algunos momentos esquizofénicos generando muchos estados de ánimo presentados en un mismo álbum, que podría ser comparado con una versión más oscura y menos alegre de The Dixie Dregs. El estilo también me recuerda el estilo más oscuro y más jazzero en el que Steve Hackett interpreta "Los Endos" de Genesis en vivo (ahora que caigo en cuenta no hemos traído ese discazo al blog cabezón).
Así empezamos el día con más David Cross que, gracias al cabezón Jorge, se pone en un sitial de honor en la




Tal como el rock evolucionó de Beatles y Stones a The Nice y Moody Blues para dar cabida a King Crimson y Van der Graff, los 80s evolucinaron de Genesis y Yes a nuevas tendencias, en algunos casos mas experimetales, con elementos de fusión en muchísimos casos, y la naciente tecnologia computarizada, lamentablemente los que no progresaron fueron muchos de los oyentes. Parte del problema, en realidad creo que es una parte menor porque la mayor parte de la responsabilidad de la supuesta "muerte" del rock progresivo fue solo una maniobra marketinera para que se vendan más los discos de la ola punk, pero también apareció el fenómeno de que algunos recalcitrantes progresivos se negaron a aceptar el progreso de su musica (de Beatles a Genesis si, pero no de Genesis a la carrera de Peter Gabriel solista) y quedaron eternamente sepultados en los 70s negando todo lo que fuese distinto al concepto personal del progresivo, hasta convertirlo en regresivo.

Al igual que en sus álbumes posteriores, aquí Cross cuenta con el apoyo de varios otros músicos, pero "Memos From Purgatory" suena, sobre todo, como un álbum solista aunque tres de las ocho canciones fueron escritas por la tecladista Sheila Maloney. El álbum es completamente instrumental, y en verdad a veces se extrañan las voces. Aunque en general está bien llevado adelante, la mayoría de las canciones las siento demasiado sencillas, creo que Cross es un gran músico, pero necesita la contribución creativa de los demás para brillar realmente, y aquí el grupo aún no estaba lo suficientemente consolidado para obtener un resultado óptimo. Afortunadamente, la calidad de las canciones nunca es mala ni mediocre, ojo, no digo que "Memos From Purgatory" sea un mal álbum, pero a mi entender no es muy sorprendente ni memorable. En realidad, nunca me doy cuenta cuando está terminado, y eso no puede ser correcto, ¿verdad?

Memos From Purgatory es el primer álbum que David Cross lanzó bajo su propio nombre. Al igual que en sus álbumes posteriores, Cross cuenta con el apoyo de varios otros músicos, pero más que sus otros álbumes, Memos From Purgatory suena como un álbum en solitario, aunque tres de las ocho canciones fueron escritas por Sheila Maloney. El álbum es completamente instrumental, y a veces se extrañan las voces. Aunque en general se tocan bien, la mayoría de las canciones son demasiado sencillas. Cross es un gran músico, pero necesita la contribución creativa de los demás para brillar realmente. Y aquí, simplemente no lo hace. Afortunadamente, la calidad de las canciones es mucho mejor en el próximo álbum. Memos From Purgatory no es un mal álbum, pero no es muy sorprendente ni memorable.
El álbum está dominado por el sonido encantador del violín de Cross y sus tendencias clásicas, sin embargo, también es torturado por esa típica base pedorra de los 80 y ese sonido a batería de plástico. Las influencias provienen del rock progresivo, del rock experimental, de la fusión e incluso hay una pequeña entrada al New Age pero todo aún tiene una fuerte vibra de King Crimson de los 80 (aún mucho más que en los discos posteriores) con muchos momentos experimentales, con muchos momentos álgidos con saxos ardientes, batería potentes (aún siendo de plástico) y un trabajo de bajo hipnótico al estilo más psicodélico. Los sonidos de teclados se vuelven casi insoportables a lo largo del disco, suenan demasiado... ochentosos y falsos en comparación con el sonido cristalino del violín, el bajo y el saxo.

No hace falta repetir que la música que se encuentra aquí tiene muy poco que ver con lo que Cross hizo con King Crimson cuando fue miembro de esa banda entre 1972 y 1974. Tampoco es muy similar a lo que Cross haría en sus álbumes solistas posteriores en los que él agregó voces y tomó una dirección más rockera. Si quieres explorar a David Cross, este no es el mejor lugar para comenzar a menos que seas un gran fanático de rock instrumental, pero con ello tampoco digo que el disco sea malo sino que no comiences por aquí. Esta es claramente una grabación profesional llena de talento y si bien me gusta escuchar este álbum, tambièn debo aclarar que no lo encuentro esencial.



Lista de Temas:
1. Poppies
2. Meantime
3. First Policeman
4. Animal
5. New Dawn
6. Postscript
7. Bizarre Bazaar
8. Basking in the Blue

Alineación:
- David Cross / violin
- Pete McPhail / saxophone
- Sheila Maloney / keyboards
- Simon Murrell / bass
- Dan Maurer / drums





No hay comentarios:

Publicar un comentario

Lo más visitado en el mes

Aclaración...

Este espacio se reserva el derecho de publicar sobre cualquier tema que parezca interesante a su staff, no solamente referidos a la cuestión musical sino también a lo político y social.
Si no estás de acuerdo con lo expresado podrás dejar tu comentario siempre que no sea ofensivo, discriminador o violento...

Y no te confundas, no nos interesa la piratería, lo nuestro es simplemente desobediencia civil y resistencia cultural a favor del libre acceso al conocimiento (nuestra música es, entre otras tantas cosas, conocimiento).

Aclaración...

Este espacio se reserva el derecho de publicar sobre cualquier tema que parezca interesante a su staff, no solamente referidos a la cuestión musical sino también a lo político y social.
Si no estás de acuerdo con lo expresado podrás dejar tu comentario siempre que no sea ofensivo, discriminador o violento...

Y no te confundas, no nos interesa la piratería, lo nuestro es simplemente desobediencia civil y resistencia cultural a favor del libre acceso al conocimiento (nuestra música es, entre otras tantas cosas, conocimiento).

Populares