Búsqueda

lunes, 3 de julio de 2017

El Color Amarillo que Cayó del Cielo


La Peste Amarilla que nos agobia es como para que la cuente Lovercraft, y no digas que no te avisaron: se preparan los nuevos tarifazos, ajustes (por un total de aproximadamente $80.000 millones), despidos, reformas tributarias, previsionales y administrativas, reforma política que incluye cambios en el financiamiento de campaña; cambios en la ley de Etica Pública, en los organismos de control y en el Poder Judicial, son algunas de las modificaciones "de largo plazo" que la Casa Rosada imagina poner en práctica luego de superado el "obstáculo electoral". El que le dé su voto, les dará a los Amarillos de Corporación Cambiemos un cheque en blanco para que nos sigan haciendo mierda.


Si la siguiente descripción ya se va pareciendo a esta tierra que hace un tiempo se llamó Argentina:


Nada de lo que había visto podía compararse, en lo que a desolación respecta, con el marchito erial. Se encontraba en el fondo de un espacioso valle; ningún otro nombre hubiera podido aplicársele con más propiedad, ni ninguna otra cosa se adaptaba tan perfectamente a un nombre. Era como si un poeta hubiese acuñado la frase después de haber visto aquella región. Mientras la contemplaba, pensé que era la consecuencia de un incendio; pero, ¿por qué no había crecido nunca nada sobre aquellos cinco acres de gris desolación, que se extendía bajo el cielo como una gran mancha corroída por el ácido entre bosques y campos? Discurre en gran parte hacia el norte de la línea del antiguo camino, pero invade un poco el otro lado.

Mientras me acercaba experimenté una extraña sensación de repugnancia, y sólo me decidí a hacerlo porque mi tarea me obligaba a ello. En aquella amplia extensión no había vegetación de ninguna clase; no había más que una capa de fino polvo o ceniza gris, que ningún viento parecía ser capaz de arrastrar. Los árboles más cercanos tenían un aspecto raquítico y enfermizo, y muchos de ellos aparecían agostados o con los troncos podridos. Mientras andaba apresuradamente vi a mi derecha los derruidos restos de una casa de labor, y la negra boca de un pozo abandonado cuyos estancados vapores adquirían un extraño matiz al ser bañados por la luz del sol. El desolado espectáculo hizo que no me maravillara ya de los asustados susurros de los moradores de Arkham. En los alrededores no había edificaciones ni ruinas de ninguna clase; incluso en los antiguos tiempos, el lugar dejó de ser solitario y apartado. Y a la hora del crepúsculo, temeroso de pasar de nuevo por aquel ominoso lugar, tomé el camino del sur, a pesar de que significaba dar un gran rodeo.
Lovecraft

Nadie se salva solo, y este individualismo de juntar la caca del perro y sacarte la "agradeselfie" insulta la inteligencia y la memoria de tantos millones que no olvidan que el Estado está para que nos garantice derechos a todos y no para asegurar la transferencia de riquezas al sector más rico de la sociedad.
Si tu derecho a vivir está en juego, si tu derecho a comer no puede ser ejercido porque te quitan el trabajo, te quitan la asignación y te piden que esperes 60 días y con el hambre de los pibes no podés esperar, así como con el remedio del jubilado tampoco, ese derecho prima sobre la libertad de circular por la calle, donde los cuerpos se exponen a los palos y las balas cuando no queda más remedio y nadie escucha ni registra. Cuidado con las propuestas de Corporación Cambiemos S.A., cuidado con el estilo de vida empresarial, con ese individualismo indolente, y engañoso que demoniza el dolor, la desesperación y la dignidad de salir a luchar por lo que le corresponde, ese sector de votantes que oscila sin rumbo fijo, desideologizado, inculto o simplemente desinteresado y defraudado por la política... ¿estás seguro de que mañana no estarás al lado de alguno de estos piqueteros si te rajan del laburo? Cuidado que te puede tocar, y no hablo de un cuento de Lovecraft sino de la cruda realidad.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Lo más visitado en el mes

Aclaración...

Este espacio se reserva el derecho de publicar sobre cualquier tema que parezca interesante a su staff, no solamente referidos a la cuestión musical sino también a lo político y social.
Si no estás de acuerdo con lo expresado podrás dejar tu comentario siempre que no sea ofensivo, discriminador o violento...

Y no te confundas, no nos interesa la piratería, lo nuestro es simplemente desobediencia civil y resistencia cultural a favor del libre acceso al conocimiento (nuestra música es, entre otras tantas cosas, conocimiento).